Microservicios: Componentes y Beneficios

La arquitectura de microservicios es un concepto consistente en el desarrollo de aplicaciones como una serie de pequeños servicios que se ejecutan de manera autónoma, pero con protocolos de comunicación entre sí.

Cada microservicio es una aplicación pequeña e independiente, correspondiente a un aspecto del negocio. De acuerdo a esto, su código se despliega sin afectar a otros microservicios, dándose el caso de que incluso puedan desarrollarse con lenguajes de programación distintos.

Los beneficios de utilizar las API microservicios

El esquema de microservicios fue ideado en su  momento para poder dar respuesta a una muy alta demanda y la ejecución de operaciones complejas. Cuando una empresa necesita una alta velocidad de publicación de contenidos, utiliza aplicaciones de gran complejidad que pueden requerir una gran escalabilidad o usan dominios complejos, con muchos subdominios: la arquitectura utilizando los microservicios es el recurso a utilizar. Gracias a las API se consiguen inmejorables garantías de seguridad y agilidad.

Sin embargo, la empresa también necesita disponer de equipos pequeños para el desarrollo. Como beneficio añadido de este tipo de arquitectura está el hecho de que es posible actualizar un servicio sin necesidad de implementar por completo todo el sistema. Además, siempre será posible retirar o reinstalar una actualización cuando esta dé problemas.

Los componentes principales de un sistema de microservicios

La arquitectura de los microservicios se basa en aplicaciones concretas, según las necesidades de la empresa que los contrata y las capacidades del proveedor. Sin embargo, existen unos componentes que suelen ser comunes y añadidos a las aplicaciones de la arquitectura principal.

Administración

Es la parte de la arquitectura donde se realiza la colocación de los servicios en nodos de la red digital. También se realizan las tareas de detección de errores, el recalibrado de los servicios y otras muchas tareas.

Detección de servicios

La detección de servicios es una lista en la que se mantienen monitorizados todos los servicios y los nodos en los que se han dispuesto. Su función es la de permitir localizar el punto de conexión de cada uno de ellos.

Puerta de enlace de API

Es el punto de acceso para los clientes que no recurren de forma directa a los servicios. Desde este componente se realiza la llamada a los servicios que tienen que ver con el back-end, es decir, donde se compone la arquitectura del servidor de las aplicaciones. A través de este componente se pueden añadir respuestas para varios servicios, y preparar su devolución.

Los tipos de comunicación en los sistemas de microservicios

Un cliente puede intercambiar comunicación con los servicios mediante muy distintos tipos de comunicación, cada uno destinado a un escenario y objetivos concretos. Existen dos maneras principales de diferenciar las comunicaciones.

Sincrónico o asincrónico

Protocolo sincrónico se considera el HTTP, en el cual el cliente envía una solicitud y espera a cambio una respuesta del servicio en cuestión. Esto ocurre independientemente de que la ejecución del código del cliente sea asincrónica o sincrónica.

El protocolo asincrónico puede corresponder con el AMQP, entre otros. El código del cliente no espera ninguna respuesta, enviando el mensaje del mismo modo que al enviar un mensaje de cola del software RabbitMQ, u otro servicio similar de mensajería.

Receptor único o múltiple

Puede darse el caso de que cada solicitud deba ser procesada por un solo receptor. O, al contrario, que cada una pueda ser procesada entre ninguno y varios receptores, en cuyo caso es imprescindible que sea una comunicación de tipo asincrónico.​

Como se puede ver, la arquitectura de microservicios es un sistema de diversas aplicaciones que puede solventar multitud de problemas, ofreciendo un conjunto de herramientas dedicadas específicamente a las necesidades de la empresa que la necesite.

Guardar

Guardar

2019-08-05T11:36:12+02:0023 noviembre, 2018|
Ir a Arriba