Obstáculos para aplicar la cultura Devops

Hoy por hoy, la trasformación digital es un hecho necesario para la sostenibilidad y el progreso de cualquier empresa, independientemente de su tamaño y su facturación. En este punto, la cultura DevOps es uno de los grandes pilares sobre el que se apoyan las organizaciones que buscan una filosofía ágil y trasformadora que les permita evolucionar en el tiempo. Sin embargo, la implantación de esta filosofía en una organización puede presentar una serie de obstáculos. A lo largo del artículo te intentaremos mostrar cuáles son, cómo y por qué superarlos.

Y te preguntarás, ¿qué es DevOps? Dicho en pocas palabras, es un conjunto de procesos y prácticas de trabajo colaborativo entre los distintos equipos de una empresa (desarrollo, negocio, calidad, marketing, TI, etcétera) con el objetivo de entregar productos y mejoras de una forma más eficiente y rápida a los clientes.

Estructura DevOps

DevOps es una mentalidad de cooperación y comunicación dentro de una compañía que necesita soporte y refuerzo por parte de la administración para conseguir desarrollarla adecuadamente. Estamos ante un sistema ideado para desarrollar software y centrado en establecer un ciclo de retroalimentación constante de análisis, creación y comprobación, al mismo tiempo que la automatización es aprovechada para acelerar la totalidad del proceso.

Para conseguir este tipo de bucle constante de creación y prueba de aplicaciones, tenemos que crear equipos de disciplinas multifuncionales que operen de forma conjunta. Para que esto funcione a niveles óptimos, la clave es generar una cultura de comunicación donde los equipos puedan coordinarse unos con otros sin esfuerzo.

Obstáculos que dificultan su implantación

Muchas organizaciones buscan agilizar sus procesos internos para obtener mejores resultados. Sin embargo, existen una serie de impedimentos que dificultan en gran medida la aplicación de una estructura DevOps.

Según una encuesta realizada por F5 Networks durante la celebración del DevOpsDays en Ámsterdam los pasados 26 al 28 de junio, el principal obstáculo para la implantación efectiva de una cultura DevOps en los organismos es la burocracia. Un 40 % de los profesionales apuntan que los embudos generados por los pesados procedimientos internos y los procesos manuales son el obstáculo más importante para lograr este desarrollo.

En segundo lugar, nos encontramos con la deuda técnica procedente de los sistemas y código heredados, con un 25 % de los preguntados. El 21 % de los asistentes al evento señaló las incompatibilidades existentes entre los diferentes entornos de producción como principal desafío y un 14% la visibilidad del rendimiento de las aplicaciones.

Crear una cultura DevOps

Si lo que quieres es iniciar un movimiento DevOps en tu empresa, existen una serie de aspectos que tendrás que cambiar en el ámbito técnico y de comportamiento para llevar a cabo su implantación correctamente.

Cambios en cuanto al plano técnico

Todo empieza cuando el desarrollador dispone su código en un repositorio hasta llegar a los distintos entornos de manera automática. Por tanto, nos apoyaremos en distintas herramientas que facilitan tareas sencillas como la compilación del código, verificación de la calidad del mismo, creación de imágenes para ser utilizadas en contenedores, realización pruebas unitarias, comunicación de la nueva versión liberada, actualización del entorno de trabajo, etcétera.

Cambios en cuanto a comportamiento

  • Cambio cultural dentro de la organización. La cultura de la organización es básica para una implantación exitosa de nuevas prácticas. Para ello, tenemos que involucrar en el proceso todos los roles de cada equipo, establecer una vía de comunicación colaborativa y ágil y definir claramente el gobierno de la información. De esta manera, el feedback obtenido a lo largo de todo el proceso será más completo.
  • Libertad para que cada equipo pueda orientar sus esfuerzos estratégicamente. Una manera para dirigir a todo el equipo hacia el trabajo adecuado es darles la posibilidad de priorizar los trabajos más estratégicos. Así terminan más rápidamente, evitan tareas repetidas y trabajos que no tienen que ver con la estrategia marcada. Todos aportan para mejorar el proceso y se benefician de ello.
  • Implantación de metodologías ágiles. Cada grupo de trabajo tiene que adoptar y promover metodologías ágiles durante todo el proceso del proyecto.

Beneficios del movimiento DevOps

Entre las múltiples ventajas que justifican la importancia de la cultura DevOps, te destacamos las siguientes:

  • Los clientes ya no buscan conseguir un producto sino un servicio con inmediatez de disponibilidad y resultados tangibles.
  • Eliminación de cuellos de botella implícitos en el desarrollo tradicional.
  • Acelera la innovación y el desarrollo, impulsando el crecimiento y los ingresos de la empresa.
  • Mayor agilidad para responder a problemas o cambiar especificaciones.
  • Entrega periódica de actualizaciones de productos.
  • Mayor comunicación, colaboración y confianza entre los equipos, y por lo tanto, mejores productos finales con mayor facilidad de uso.
  • Menos problemas de implantación y errores.

Visto todo esto, no cabe duda, si lo que quieres es incrementar el ritmo de despliegues, evitar silos y muros entre los miembros de tu equipo, reducir el número de errores, mejorar tu productividad, aumentar tu rentabilidad y mejorar la comunicación, deberías empezar a pensar en aplicar la cultura DevOps en tu organización. La mejora resultará palpable.

En Viewnext estamos realizando proyectos tecnológicos bajo la cultura DevOps y marcos de trabajo agile, dotando así a nuestros clientes de una mayor eficiencia, comunicación y transparencia en nuestros desarrollos. Si quieres más información sobre cómo este tipo de proyectos puede encajar con tu negocio, no dudes en contactar con nosotros.

2019-11-13T16:55:02+02:0013 noviembre, 2019|
Ir a Arriba